Publicidad

Exito y autoestima: importante relación

Una de las razones por las cuales podemos tener una baja autoestima es porque muchas veces no cumplimos muestras metas y objetivos, ya sea en el trabajo e en nuestra vida personal, nos vamos trazando metas que al final pocas veces cumplimos por dejadez o por mil excusas que nos ponemos. Veamos cómo trabajar con nuestra autoestima para así lograr metas postergadas, y alcanzar el deseado éxito.

Trabajar la autoestima

La autoestima es la percepción evaluativa de una misma. Es un conjunto de percepciones, pensamientos, evaluaciones, sentimientos y tendencias de comportamiento dirigidas hacia nosotras mismas, hacia nuestra manera de ser y comportarnos, hacia rasgos de nuestro cuerpo y nuestro carácter.

Una autoestima saludable requiere aprender a escuchar nuestra propia intuición, sensaciones y perspicacias y vivir en coherencia con ellas. Fuimos doctrinadas a ignorar nuestras necesidades para vivir de acuerdo a las expectativas de los demás y tememos a la soledad y el abandono, a que ya no nos acepten por no cumplir nuestra obligación con los demás. Este es un resultado de nuestros pensamientos que se desarrolla a partir de los 5-6 años de edad, cuando comenzamos a formar el concepto de cómo nos ven nuestro padre y nuestra madre, maestros/as, amigos/as, compañeros/as…

¿Cómo actúa?

La autoestima positiva opera en el sistema inmunológico de la conciencia, otorgando resistencia, fuerza, seguridad personal y confianza. Potencia la capacidad de las personas para desarrollar sus habilidades.

La autoestima negativa, hace que nos dejemos influenciar más por el deseo de evitar el dolor en lugar de experimentar la alegría. Hace que todo lo negativo tenga para nosotras más influencia que lo positivo, enfocándonos hacia la derrota y el fracaso futuro.

En el momento que la persona afectada es adulta, según su personalidad y sus emociones, puede actuar bajo los efectos del miedo (papel de víctima, sumisión, aceptación de sus errores incluso cuando no lo son, culpa…) o puede actuar bajo los efectos del orgullo y el rencor (papel dominante, abusador, bajo ningún tipo de concepto aceptará sus incapacidades y miedos).

Como podemos ver, tanto el maltratador como la víctima, provienen de la misma carencia de autoestima, la carencia de Amor; Uno se hunde en el vacío y otro intenta llenarlo pisando al más débil en ese momento.

Síntomas

Los principales síntomas que ponen de manifiesto que una persona tiene una baja autoestima son un alto grado de autoexigencia y, aun así, una escasa o nula valoración de sus propias cualidades y logros; ausencia de confianza en sí misma e inseguridad; sentimiento de inferioridad; facilidad para dejarse influenciar por los demás; reparo a expresar sus sentimientos, opiniones y gustos; vulnerabilidad ante las críticas; grandes ansias de ser aceptada por los demás y consecuente miedo a no serlo; dificultad para establecer relaciones con los demás; el sentimiento de impotencia; tendencia a la frustración, la infelicidad y la depresión; la culpa.

¿Cómo elevar tu autoestima?

  • Identificar habilidades, puntos fuertes, éxitos y cualidades positivas de nuestra personalidad.
  • Expresarlas en voz alta y añadir “y me gusta”, por ejemplo: “Se me da muy bien la contabilidad y eso me gusta”.
  • Crear una lista y llevarla contigo para ir apuntando en el momento que se te ocurran más cosas.
  • Análisis de las debilidades preguntándonos: ¿En qué situación me siento mal conmigo misma? ¿Qué no hice por miedo a hacerlo mal? ¿Qué me frenó para no intentar alcanzar mi objetivo?
  • Reformula las respuestas a positivo. Cambiar el “no puedo, no sé, no soy capaz…” por el “quizás consiga, voy a intentar, quiero hacer…” Ejemplo: Me siento muy mal cuando tengo que decir que no a Está bien que diga no cuando así lo sienta.
Publicidad

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>